.Image { text-align:center; }

14 de febrero de 2017

Una imagen vale más... Vivian Maier

Febrero tiene como protagonista a una mujer no exenta de misterio, polémica y talento: Vivian Maier, conocida como la niñera fotógrafa

Nacida en Nueva York, en 1926, falleció en el año 2009 dejando tras de sí una cantidad ingente de carretes, negativos sin revelar, cartas, ropa, recibos, periódicos... Su vida en objetos. 


¿Queréis saber algo de su historia? Antes de 2007, Vivian era una auténtica desconocida. Ese año, el coleccionista John Maloof consiguió cientos de sus negativos en una subasta y, desde el primer momento, fue consciente de la calidad y talento de la fotógrafa. 

Llevado por la curiosidad, intentó por todos los medios saber quién estaba detrás de esa obra, iniciando una investigación en toda regla para conocer al personaje anónimo tras el objetivo.

Lo curioso de todo esto es que consiguió contactar con varias familias que habían conocido a Vivian, familias para las que había trabajado, quedando al descubierto la verdadera profesión que le permitía pagar facturas: era niñera.

Un niñera peculiar, tal y como todos la recuerdan. Excéntrica, aficionada a coleccionar periódicos y a guardar objetos de todo tipo: cartas, recibos de compra, sombreros, películas caseras en Super 8, o cintas con grabaciones sonoras, realizadas por ella misma. Algunos de esos objetos continuaban en los trasteros de las familias con las que había convivido. Maloof localizó una cantidad tal de negativos que este hecho solo podía explicarse de una manera: Maier tomaba cientos de fotografías cada día.  Y, todo eso, mientras desarrollaba su profesión.
Lo más sorprendente del caso es que la obra de Vivian ha sido conocida -y reconocida- tras su fallecimiento, ya que, parece ser, nunca tuvo interés o medios para sacarla a la luz y publicarla.





Después de ver el documental, de leer algo más sobre la biografía de Vivian, pensaba en todas aquellas personas que tienen una vida normal, que no destacan o que, incluso como en el caso de Maier, son consideradas personas raras, excéntricas o de trato difícil. 

Pensaba en toda la gente anónima que posee un don, aficionados, creadores, cuya obra nunca verá la luz. Manuscritos guardados en cajones, lienzos o simples páginas con ilustraciones o dibujos, envueltas en papel y encerrados en trasteros. Creaciones que serán destruidas u olvidadas por el paso del tiempo. 


Solo las fotografías de Vivian son ya un retrato de época, un agujero temporal en el que mirar para ver cómo era la ciudad de Chicago entre los años cincuenta y sesenta, por ejemplo. Su obra casi puede dividirse en tres temas: fotografía callejera, autorretratos y fotografía de viajes. Algunas de sus fotos me parecen inquietantes. Otras algo así como si fueran un hurto a la intimidad de la gente a la que retrata.








Dicen que, teniendo en cuenta el carácter reservado de Vivian, era bastante probable que no disfrutara de esta fama póstuma. Sin embargo, creo que hay que agradecer a John Maloof su esfuerzo y dedicación en intentar darle el sitio que, como fotógrafa, merece entre los grandes. 




Hay un montón de anécdotas y detalles que rodean su vida, pero la que más me ha fascinado es que en 1959 viajó SOLA a Egipto, Bangkok, Tailandia, Taiwán, Vietnam, Francia, Italia e Indonesia. 

Creo que es un dato a tener en cuenta y que muestra a las claras que fue una mujer que seguía sus propias reglas.



Ahora es cuando llegáis al enlace del vídeo documental Encontrando a Vivian Maier (Finding Vivian Maier) -que, además, está subtitulado- y pensáis: ¡qué pereza!, una hora y veinte minutos para hablar de la vida de esta fotógrafa. Os diré una cosa: apagad la tele, buscad un minuto para darle al play y luego me decís en qué punto exacto os habéis quedado. Yo me quedé atrapada durante cuarenta y cinco minutos y tuve que dejarlo porque llegaba tarde al trabajo... En definitiva, merece la pena, os enganchará y podréis conocer muchos aspectos de su vida y personalidad, pero sobre todo de su prolífica obra.






Reconozco que he disfrutado mucho haciendo esta entrada, curioseando, leyendo aquí y allá. Buscando fotografías para añadir a esta entrada, que sirvieran de mini archivo, y llamaran vuestra atención. Por si a vosotros también os ha pasado, os dejo aquí el enlace a la magnífica página web de Vivian Maier












10 comentarios:

  1. Me encanta esta entrada.
    Supe de esta mujer por unas noticias de la tele y busqué por ahí. Como a ti, me llamó la atención por el talento anónimo que hay por ahí y no se conoce.
    Gracias por traerla y sacarla a la luz para los que te seguimos
    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Cris!
      Empecé viendo fotos aquí y allí, pero después de ver el documental... Ya no pude parar de buscar y de sorprenderme.
      Me alegro mucho de que esta "sección" te guste. ;)
      Un beso.

      Eliminar
  2. He entrado para comentarte la anterior entrada y me he encontrado esto. Cómo me gustan estas entradas. Me han encantado las fotos Vivian Maier porque me encantan esa clase de fotos, las fotos callejeras, las que capturan momentos sin que el mundo se entere. El documental me lo pongo esta tarde, me ha parecido super interesante lo que nos has contado.

    Deseando que llegue marzo solo por leer la próxima entrada de fotografía, que lo sepas.
    ¡Mua!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Mónica!
      Es que ¡es tan fácil hacer una entrada así cuando detrás hay un personaje como éste!
      No hagas como otras veces que decimos "luego lo veo". En serio, busca un hueco porque te va a encantar.
      Un beso.

      Eliminar
  3. Hola Lidia... {por fin estoy aquí....!!!}
    Pues conocía la fotografía de Vivian Meier, pero sobre todo sabía de su fotografía callejera. No sabía su historia y es alucinante. El vídeo lo veré enterito, así también practico inglés ;) y después te contaré.
    Me encanta lo que dices de esa gente anónima que tal vez sean genios en la oscuridad. Tiene que ser precioso descubrirlos y estoy segura que para John Maloof ha sido un placer.
    Tus entradas de fotografía son... la hostia. Quiero decir... geniales, estupendas, alucinantes. Queremos más.
    Beso grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, M. Ángeles
      He disfrutado mucho con el documental, con sus fotografías, con su biografía. Y pensar que todo ese material pudo haberse perdido o no estar publicado...
      Como siempre, ¡tú dándome ánimos para seguir!
      La verdad es que me alegro mucho de que te gusten. Ahora tendré que buscar a otro personaje interesante... ;)
      Un beso.

      Eliminar
  4. Jolin Lidia que entrada más currada!!!
    Me ha encantado!! conozco la historia de Vivian, porque salió en las noticias y recuerdo que me quedé asombradísima con la vida de esta mujer.
    El documental lo tenía en pendientes y no había vuelto recordarlo desde hacía bastante , así que tengo que darte las gracias porque después de hoy no creo que tarde mucho en verlo!! Qué rabia da cuando prejuzgan a una persona sin conocerla, tanto talento y pasó desapercibido en su momento... Todo un acierto que esos negativos fueran a parar a manos de Maaloof!!
    Las fotos que has escogido son maravillosas! Toda la entrada lo es, la verdad, un precioso homenaje a Vivian Maier.
    Gracias por descubrirnos estos pequeños tesoros!^^
    Un besote enorme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias, Ana!
      La verdad es que tenía curiosidad (yo también vi las noticias), pero el documental me ha abierto los ojos, es realmente bueno (aun cuando mucha de la información son hipótesis).
      Me ha costado mucho elegir las fotos, tiene muchísimas y muy diferentes.
      ¡Espero que te animes con el documental y lo disfrutes!
      Un beso.

      Eliminar
  5. Hola Lidia!!
    Creo que muchas veces te digo lo mismo, pero es que siempre me descubres autores, libros o imágenes... con estas entradas que me gustan tanto.
    Estas fotos me pierden, las que has puesto me encantan y qué razón tienes cuando dices que parecen un hurto del día a día de toda esa gente sin que se den cuenta. He estado ojeando más fotos de Vivian Maier por Pinterest, la fotógrafa niñera, no sabes cómo te agradezco todo lo que estoy conociendo gracias a ti.
    A ver si me pongo el vídeo en cuanto tenga un hueco (o dos) para poder saber más de Vivian.
    Un beso!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Elena!
      ¿Sabes cuánto disfruto haciendo entradas como estas? Solo por eso, ya merecen la pena. Pero además, me hace feliz sentir que a vosotras también os gustan.
      El vídeo merece mucho la pena, de verdad. Encuentra un hueco porque está genial.
      Un beso enorme y ¡muchas gracias por tus palabras!

      Eliminar